El 13 de diciembre de 2006 se aprobó la Convención Internacional sobre los Derechos de las Personas con Discapacidad. Esta Convención es el resultado de un largo proceso, en el que participaron varios actores gubernamental y no gubernamentales, entre las que tuvieron un papel destacado las personas con discapacidad y sus familias.

El propósito de la convención es promover, proteger y garantizar el disfrute pleno y en condiciones de igualdad del conjunto de derechos humanos por las personas con discapacidad. La convención marca un cambio en el concepto de discapacidad, pasando de una preocupación en materia de bienestar social a una cuestión de derechos humanos, que reconoce que las barreras y los prejuicios de la sociedad constituyen en sí mismos una discapacidad.

En la República Dominicana, fue promulgada por el Poder Ejecutivo, dando el Estado Dominicano un importante paso para aceptación de la discapacidad y el reconocimiento básico para las personas con discapacidad de vivir con la mayor plenitud posible. La convención fue ratificada por el Congreso Nacional en octubre del 2008, integrando a la República Dominicana a los 32 países que han puesto en vigencia la Convención de la ONU, entre los que se encuentran España, México, China, Eslovenia, entre otros.

Nosotros  nos unimos a esta celebración sirviendo de voz para la integración y defensa de los derechos de los/as niños/as con parálisis cerebral y a sus familiares.